La Guardia Civil de Santa Pola localizó ayer día 13 de octubre a un hombre desaparecido desde la tarde anterior en San Vicente del Raspeig, cuando salió de casa de un amigo, en principio con intención de desplazarse hasta su domicilio, situado en esa misma localidad.

Agentes del Puesto Principal de Santa Pola localizaron el miércoles por la mañana a un ciudadano del que se desconocía el paradero desde el martes día 12 de octubre, a las 19 horas, momento en el que fue visto por última vez, cuando salió de la casa de un amigo en San Vicente del Raspeig.

Ya de madrugada, y viendo que no llegaba a su casa, familiares y amigos no dudaron en ponerlo en conocimiento de la Guardia Civil que inició un dispositivo de búsqueda, centrado en el litoral  de Santa Pola, tras localizar el turismo en el que viajaba en la zona de Bajo Faro de Santa Pola, hacia las 2 de la mañana de ayer.

Una decena de guardias civiles del Puesto de Santa Pola y el Servicio Marítimo Provincial comenzaron a batir las inmediaciones hasta que, afortunadamente, una patrulla consiguió encontrar al hombre en la ladera de la costa a las 9 de la mañana.

Se encontraba bastante aturdido, pero afortunadamente, en buen estado de salud. Se desconocen las causas de su desaparición. El auxiliado es un vecino de San Vicente del Raspeig, español, de 42 años de edad. La rapidez con la que fue puesta en conocimiento de la Guardia Civil su desaparición ha sido fundamental en el feliz desenlace.   

Localizan en una pinada de Guardamar al anciano que buscaban desde el miércoles

Son numerosas las labores de búsqueda para la localización de personas desaparecidas que prestan las distintas Unidades de la Guardia Civil en la provincia de Alicante.

En otro punto de la provincia, desde el medio día de ayer 13 de octubre, la Guardia Civil de Guardamar del Segura, en un dispositivo coordinado con la Policía Local del mismo municipio que constaba de siete agentes, buscaban a pie y en vehículos oficiales a un hombre de 73 años que salió a caminar y no había regresado a casa.

A las 00:30 horas de esta madrugada, lo han encontrado en una zona de pinos, colindante al camino por el que salió a pasear. Al parecer se adentró entre los árboles, le flaquearon las piernas y cayó al suelo sin lograr ponerse en pie de nuevo. Su localización ha sido crucial para que, afortunadamente, ahora se encuentre en buen estado mientras se recupera en su domicilio.

La Guardia Civil de Altea colabora en el auxilio de un hombre que estaba sufriendo un infarto

Por otro lado, la semana pasada, agentes de Seguridad Ciudadana del Puesto Principal de Altea, mientras se encontraban patrullando, fueron reclamados por un ciudadano que se encontraba junto a su padre, el cual se encontraba tumbado en el suelo, al parecer, mientras sufría un infarto. Inmediatamente y ante la urgencia de la situación, los agentes decidieron trasladar al hombre al centro de salud de la localidad, dónde el personal sanitario logró estabilizarlo antes de su traslado en ambulancia a la Unidad de Cuidados Intensivos del Hospital de San Juan, en la que permaneció ingresado hasta su completa recuperación.

También te puede interesar: