La solución, implantada por el Ayuntamiento, Hidraqua y Labaqua, hace seguimiento del grado de incidencia del coronavirus y de su evolución, y posibilita disponer de un sistema de alerta temprana de posibles futuros rebrotes

El Ayuntamiento de Elda, Hidraqua, empresa gestora del ciclo integral del agua, y los laboratorios Labaqua, han presentado esta mañana COVID-19 CITY SENTINEL, una solución de monitorización de las aguas residuales para cuantificar la presencia del virus SARS-CoV-2.

Esta innovadora herramienta, que combina plan de muestreo adaptado, análisis rápidos de RT-qPCR y acceso a un observatorio digital, ha sido desarrollada por SUEZ España, grupo empresarial al que pertenece Hidraqua, para realizar un seguimiento de la evolución del virus en aguas residuales y anticipar la aparición de posibles nuevos brotes en la población.

El alcalde de Elda, Rubén Alfaro, ha presentado esta herramienta, acompañado de José Antonio Amat, concejal de Servicios Públicos Sostenibles; Francisco Muñoz, gerente de Hidraqua; Antonio Sánchez, director de Innovación de Hidraqua y Francisco García, director de Operaciones de Labaqua.

La colaboración con expertos, encabezados por el Dr. Albert Bosch, especialista mundialmente reconocido en el campo de la virología acuática adscrito a la Universidad de Barcelona, garantiza la validación de los planes de muestreo adaptado cuyos puntos y frecuencia muestrales se ajustarán atendiendo a criterios poblacionales y epidemiológicos.

El alcalde ha afirmado durante la presentación que “se trata de una novedosa herramienta que el Ayuntamiento de Elda, de la mano de Hidraqua y de los laboratorios Labaqua, ha implantado en la red de aguas residuales de nuestra ciudad. Como ustedes saben, los Objetivos de Desarrollo Sostenible forman parte de la hoja de ruta de las políticas desarrolladas por el gobierno local y uno de ellos, el número 6, hace referencia al acceso al agua limpia y al saneamiento”.

Alfaro ha afirmado “se trata de una herramienta de monitorización que combina un plan de muestreo, análisis rápidos y acceso a un observatorio del virus en las aguas residuales para anticipar la aparición de posibles nuevos brotes. Me gustaría poner en valor también la importancia de la colaboración pública y privada para poner en marcha este tipo de iniciativas, que además también forman parte de nuestra apuesta por las nuevas tecnologías y la conversión de Elda en una ciudad inteligente”. 

Por su parte, los responsables de Hidraqua han destacado que “la innovación es la herramienta a la que siempre hemos recurrido para la gestión sostenible del ciclo integral del agua. La solución que hoy presentamos es un ejemplo más que corrobora el modelo éxito de colaboración público-privada, con la presencia de un socio público, el Ayuntamiento de Elda, y de un socio privado, con más de 20 años de experiencia en el campo de la epidemiología y presente en los cinco continentes al servicio de la gestión eficiente y sostenible del agua, como es el grupo SUEZ”.

«Hasta ahora se ha ido a remolque de la enfermedad. La vigilancia del SARS-CoV-2 en aguas residuales puede permitir avanzarnos a los casos de COVID-19 para adoptar medidas efectivas inmediatas frente a una posible nueva ola de infecciones”, ha explicado el Dr. Albert Bosch durante la intervención vía telemática que ha realizado durante la presentación de esta herramienta.

Esta solución se ha desarrollado a partir de los resultados del estudio de investigación lanzado hace unos meses por SUEZ, orientado a realizar la caracterización del virus SARS-CoV-2 en aguas superficiales, aguas residuales y fangos de depuradora, con objeto de hacer seguimiento del grado de incidencia de la COVID-19 y de su evolución, así como a disponer de un sistema de alerta temprana de posibles futuros rebrotes de la enfermedad. 

Cómo opera City Sentinel

Una vez las muestras representativas han sido recogidas y analizadas en el laboratorio, los resultados se transfieren de manera automática a una plataforma digital. Esta herramienta permite al gestor público visualizar gráficamente los datos, a través de un mapa dinámico del municipio con una sectorización por zonas de influencia que facilita trazar el origen del SARS-CoV-2. 

Además, sirve como observatorio único de información agregada combinando los resultados analíticos con los indicadores de evolución sanitaria del municipio. Permite también a las administraciones públicas y sanitarias prestar más atención a las instalaciones y edificios críticos y de riesgo elevado, como residencias hospitales o centros de salud, así como edificios singulares de alta ocupación.