En Valencia, el director general de Protección Civil y Emergencias, Leonardo Marcos, ha participado, junto con la Consejera de Justicia, Interior y Administración Pública, Gabriela Bravo y el secretario autonómico de Seguridad y Emergencias, José María Ángel, en la presentación oficial del sistema de Localización Móvil Avanzada (AML, por sus siglas en inglés), que se ha llevado a cabo en el Centro de Coordinación de Emergencias la Comunidad Valenciana.

AML es una tecnología que permite precisar en un radio aproximado de entre 15 y 20 metros, la ubicación de las personas que llaman al 112 cuando se encuentren en una situación de emergencia, gracias a la información que facilita su teléfono móvil, mientras que, con el sistema tradicional que existía, la precisión oscilaba aproximadamente entre 2 y 5 kilómetros en áreas urbanas, y entre 40 y 50 kilómetros en zonas montañosas.

Leonardo Marcos ha señalado que esta tecnología supone un gran «avance que permitirá a los servicios de emergencia reducir los tiempos de respuesta y, por tanto, salvar vidas». Además, Leonardo Marcos, ha destacado el papel relevante que los técnicos del 112 valenciano han tenido en el desarrollo del software que permite la recepción y distribución de mensajes.

Gabriela Bravo ha considerado “muy prometedor este avance tecnológico al servicio de la ciudadanía, que mejora la capacidad de respuesta de los servicios operativos de emergencias y supone un salto cualitativo considerable del que se beneficiarán todos los españoles y españolas gracias al trabajo coordinado entre la Generalitat y el Gobierno”.

Además de diseñar el software, la Comunidad Valenciana ha sido la encargada de ejecutar la primera fase de desarrollo del sistema y de formar a todo el personal técnico en el manejo de la tecnología. En el mes de abril, comenzaron las primeras pruebas para el despliegue de AML y, en junio, se incorporaron Cataluña y Canarias. Posteriormente, se han ido sumando Galicia, Murcia, Aragón, Madrid, La Rioja, Cantabria, Baleares y Castilla y León y en un futuro próximo se incorporarán el resto. Actualmente, más del 65% de la población vive en un territorio cubierto por esta tecnología.

El área de búsqueda se reduce a unos pocos metros

La información facilitada por el Sistema AML es mucho más precisa que la que se recibe actualmente, que tiene en cuenta sólo la posición de la antena de telefonía. En los casos en los que el ciudadano no es capaz de identificar claramente el punto en el que se encuentra, esta tecnología permitirá reducir el área de búsqueda desde cientos de metros, o kilómetros en áreas rurales, a unos pocos metros, lo que supone una ayuda fundamental para disminuir los tiempos de respuesta.

El despliegue del sistema AML ha sido posible gracias al trabajo conjunto de la Generalitat y del Gobierno, a través de la Dirección General de Protección Civil y Emergencias del Ministerio del Interior, que han coordinado el desarrollo del proyecto con los servicios autonómicos de emergencias, la Secretaría de Estado de Seguridad del Ministerio del Interior, las Secretarías de Estado de Telecomunicaciones e Infraestructuras Digitales y de Digitalización e Inteligencia Artificial del Ministerio de Asuntos Económicos y Transformación Digital, así como con los operadores de telefonía móvil y Google.

Los centros 112, y en particular el de la Comunidad Valenciana, han desarrollado el software de recepción y distribución de los mensajes que, desde su activación por Google, generan los teléfonos móviles cuando se produce una llamada de emergencia. Los organismos estatales, por su parte, han facilitado las infraestructuras y el soporte necesarios para el funcionamiento de ese software. Además, la Dirección General de Protección Civil y Emergencias ha coordinado con Google el Acuerdo para la activación del servicio de geolocalización en España en los dispositivos con sistema Android. La activación del servicio para los teléfonos con sistema IOS se espera para el primer semestre de 2022

Con la puesta en marcha del Sistema AML, que está ya operativo en más de 25 países de todo el mundo, entre los que se encuentran la mayoría de los países de Europa, los servicios de emergencia españoles dan cumplimiento a lo establecido en el Código Europeo de Comunicaciones Electrónicas (Directiva UE 1972/2018).

También te puede interesar: