La Guardia Civil intercepta a dos personas que viajaban en un autobús regular interurbano, portando en sus equipajes sustancias estupefacientes. Se les imputa un delito contra la salud pública, por tráfico de drogas.
Entre los numerosos cometidos que llevan a cabo los agentes pertenecientes a la USECIC (Unidad de Seguridad Ciudadana) de la Comandancia de la Guardia Civil de Alicante, están los dispositivos operativos preventivos de seguridad ciudadana, esto es, la realización de controles de vehículos y sus ocupantes.
Mientras realizaban los agentes uno de estos dispositivos, concretamente en la AP-7, a la altura del peaje de El Campello, se da el alto a un autobús regular interurbano, con recorrido Valencia-Alicante, procediendo a la identificación aleatoria de sus pasajeros.
Al registrar el equipaje de dos de los ocupantes, se les encontró entre sus pertenencias, unas bolsas plásticas, conteniendo diferentes clases de pastillas de colores, las cuales dieron positivo al realizarles el test de cocaína.
Estas dos personas fueron trasladadas a dependencias de la Guardia Civil de El Campello, para continuar allí con las diligencias correspondientes, siendo el total de la droga encontrada 333 pastillas de cocaína, arrojando un peso total de 430.8 gramos, cuya valoración económica está aún pendiente de determinar, por su análisis en laboratorio. También se les intervino 1560 euros que portaban en efectivo y dos teléfonos móviles.
Por todo ello, se procedió a la detención de dichos pasajeros, un hombre y una mujer, de nacionalidad colombiana, de 52 y 44 años respectivamente (según manifiestan, de vacaciones en España), como los autores de un presunto delito contra la salud pública (tráfico de drogas).
Los detenidos ya han pasado a disposición judicial, quedando en libertad provisional con cargos, a la espera de juicio y con ambos pasaportes retirados, para evitar su posible huída del país.